Curso técnicas de venta: cualidades que todo buen vendedor debe poseer

El puesto de vendedor, es uno de los cargos a los que generalmente opta todo aquel que inicia su trayectoria laboral y por este motivo tendemos a pensar que se trata de un trabajo sencillo que se puede ejecutar sin mayores conocimientos. Pero lo cierto es, que el mundo comercial se torna cada vez más competitivo y solo quienes se han formado a través de un curso técnicas de venta conocen las estrategias para destacarse en este ámbito.

Ahora bien, entre tantas personas que se postulan para ocupar este cargo, ¿Cómo podríamos destacarnos para resultar seleccionados? Muy sencillo, teniendo las cualidades que buscan las mejores empresas y para que tengamos una idea de lo que se requiere, he aquí algunas de ellas:

  • Buena apariencia: como dice el refrán, una imagen vale más que mil palabras y si nuestra apariencia no se muestra limpia, ordenada y amable, no lograremos ser el tipo de trabajador que ayude a incrementar las ventas.
  • Honestidad: aunque en apariencia un vendedor es un maestro de la manipulación, la realidad es que su trabajo es persuadir resaltando los elementos llamativos de un producto, sin vulnerar la confianza que el usuario o consumidor pone en él. Es todo un reto, porque es muy sencillo convencer mediante exageraciones o mentiras, pero un verdadero experto logra el mismo resultado sin recurrir a tales medidas.
  • Habilidad para prospectar: esta es una cualidad muy valorada por los jefes, ya que implica conocer los diferentes tipos de clientes, el mercado e investigar hasta dar con las personas que encajan en el perfil adecuado para interesarse por el producto en venta.

Algunas de estas cualidades son innatas en algunas personas, sin embargo, todas pueden ser adquiridas si se posee la formación adecuada y nos esforzamos por desarrollarlas hasta dominar las técnicas propias del mundo comercial.

curso técnicas de venta

Advertisements

CURSO DISEÑO, LA ALTERNATIVA

Las nuevas tecnologías y los medios digitales están cada vez más presentes en el día a día de la sociedad actual. Los nuevos recursos y escenarios ponen ante el profesional del diseño un inmenso campo donde desarrollar su creatividad: diseño publicitario, diseño web, diseño digital y multimedia, animación y diseño 3D… Nuevos medios, para nuevos lenguajes, nuevas técnicas para un nuevo concepto de creación artística.

En medio de las preocupante cifras de desempleo juvenil, la carrera de Diseño Gráfico se muestra como una alternativa nada desdeñable para todos aquellos que desean ingresar en el complicado mundo laboral de hoy. Gracias al amplio abanico que las competencias del diseño gráfico abarca, los proyectos digitales se están posicionando en la actualidad como uno de los generadores de empleo más demandados por las empresas con modelo corporativo enfocado hacia la innovación y la proactividad.

Lo que revelan los estudios

Según un reciente estudio realizado por la Fundación de Tecnologías de la Información, los perfiles que ya se cuentan entre los más demandados estarían:

  • Márketing online.
  • Community Maneger.
  • Programación.
  • Desarrollo de aplicaciones.
  • Diseño gráfico y web.

Como vemos, todos ellos relacionados con la creación, dinamización y gestión de contenidos digitales.

El ascenso de los nuevos medios al escenario social, está creando oportunidades de negocio que generan, a su vez, demanda de personal cualificado.

Especialización y curso diseño

Este escenario abre oportunidades hasta hace poco desconocidas en materia de creatividad, ya que el cambio en el entendimiento social genera, a su vez, crear, conceptuar, proyectar y producir de modo distinto. El diseño gráfico en todos sus grados se abre paso en todas estas estructuras.

Curso diseño gráfico es sinónimo de dinamismo expansivo que genera ya, y generará en el futuro, un mundo infinito de posibilidades de empleo. Ahora es el momento para todo aquel que desee unirse a lo que ya es el presente en materia de diseño se especialice en alguna de sus ramas.

En este nuevo contexto, condicionado por factores de carácter tecnológico, social y cultural, el curso diseño gráfico puede marcar la diferencia hacia el fracaso o el éxito profesional definitivos.